La operación de Delpo

apofisis_estiloides_del_cubito“Juan Martín fue intervenido en su muñeca izquierda en la clínica Mayo”, comenzaba el comunicado de prensa que llegó vía e-mail, texto que luego sería contextualizado por una foto en Facebook. Nuevamente, Delpo en el quirófano con el doctor Berger, por tercera vez.

No hubo casi previa, como en las otras dos ocasiones, Delpo ya estaba advertido y, luego de comprobarlo en Australia, fue derecho a ver a su médico. La respuesta fue “yes!”, y lo hizo.

El especialista Richard Berger una vez más quedó sólo con su equipo para reparar esa poderosa máquina de jugar tenis y dejarla a punto.

Esta vez iban directo al causante del problema, apenas una pequeña punta de un hueso que terminaba lastimando algún tendón en la muñeca izquierda de Delpo. La apófisis del estiloides cubital (para graficar, sería algo así como la punta de cabeza del cúbito que termina en la muñeca), un poco más larga que lo normal, era lo que provocaba el dolor en el momento de preparar y ejecutar el golpe de revés.

Al bajar la muñeca, los espacios internos se achican y todo lo que pasa por allí tiene muy poco espacio. De acuerdo a especialistas, el largo del estiloides cubital fue el causante de la lesión que obligó a Delpo a la operación anterior, pero en aquella oportunidad sólo se reparó la lesión. Por eso es que, ante la persistencia del dolor y las molestias, se procedió a reducir ese pequeño y problemático huesito. De esta manera, cuando Juan vuelva a realizar el gesto técnico para golpear de revés, ya no tendrá más esa “fricción cubital” que lastimaba sus tendones en el interior de su muñeca izquierda.

“Una operación sencilla e importante que ahora lo debe dejar tranquilo para jugar”, opinaba el especiali10392336_789929857727174_2588079946564217915_nsta. Desde hace algunos meses, el tandilense estaba enterado de esta situación y de que, si continuaban los dolores, debía operarse otra vez. Pero no hubo visitas ni consultas en Estados Unidos, Berger recibía consultas e imágenes que llegaban desde la Argentina.

De acuerdo a lo que salía desde el entorno y desde el mismo Del Potro, la recomendación era jugar, jugar y probar. Delpo lo hizo y, después de muchas dudas, se dirigió con todo su equipo a probar suerte a Sidney. Pero la punta del hueso le provocaba molestias y debía jugar con infiltraciones y aguantando en ciertos momentos. Hasta que Delpo dijo basta. La predicción es que ha sido muy positivo el que se haya operado, pero, algunos especialistas consultados estiman que podría haberse evitado una operación y haber realizado la reparación del tendón y la reducción del estiloides cubital en un solo paso. Con lo que se habría ganado tiempo, al menos estos meses de comienzo de temporada en que estará parado.

“Pero, son criterios, deben haber supuesto que iba a poder jugar”, es lo que se razona.

Lo cierto es que Delpo ya tiene más espacio en su muñeca, que no hay elementos que dañen sus tendones y que no hay motivos para que vuelva a sentir dolor.

A mediados de febrero, Juan ya habrá comenzado su rehabilitación y en marzo podría estar jugando, lo que no quiere decir compitiendo, de eso el tiempo será el encargado de mostrarlo.

Enrique “Quique” Cano.

Anuncios

3 pensamientos en “La operación de Delpo

  1. Pingback: Volver a empezar |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s